¿QUÉ ES LA CONTRACTURA CAPSULAR?




La contractura capsular (prótesis encapsulada) es una complicación que puede ocurrir en un porcentaje de pacientes. La contractura capsular puede afectar tanto a las intervenciones de reconstrucción de mama como a las intervenciones por motivo estético. El plazo de aparición suele ser de semanas a meses, y una vez que ocurre, no mejora con el paso del tiempo.

El mecanismo subyacente no se comprende por completo. Se han estudiado diferentes causas como por ejemplo estímulos inflamatorios con infecciones o hematomas, estímulos externos como la radioterapia y también factores dependientes de las prótesis mamarias como la superficie rugosa o lisa. La radioterapia tiene un claro efecto negativo, y se ha demostrado en numerosas ocasiones que que la administración de radioterapia externa provoca la contractura capsular en grados muy severos.

La contractura capsular se puede clasificar en diferentes grados, de 1 a 4, según fue descrita por Baker. Sólo los peores grados, el 3 y el 4, necesitan de una valoración cuidadosa para decidir si es necesario una nueva intervención.

Contractura capsular según Baker.


Grado
Aspecto
Tacto
Actitud
I
Sano
Natural
Esperar
II
Sano
Firme
Esperar
III
Distorsión leve
Se palpa el implante
Esperar/Cirugía
IV
Distorsión importante
Duro
Cirugía


La cápsula que se forma alrededor de la prótesis puede ser eliminada en el momento de intervenir la contractura capsular. Este procedimiento se realiza mejor bajo anestesia general. En general, para eliminar la cápsula no es necesario eliminar tejido mamario o de músculo pectoral, salvo que se encuentren infiltrados por silicona.

Existen distintas preferencias sobre cómo realizar la incisión. Por la areola puede ser complicado por ser una incisión pequeña. La vía más cómoda es la inframamaria.

Aunque existen diferentes estrategias sobre cuanta capsula eliminar. En nuestra práctica, la contractura capsular y la rotura de implante, justifican eliminar la cápsula completamente. Sólo en el caso que de el envoltorio se haya atrofiado y adelgazado de forma muy significativa, respetaremos la cápsula para no poner en riesgo la piel.

Después de eliminar la cápsula, se realizan ajustes necesarios para colocar el nuevo implante mamario dentro del bolsillo, y durante las semanas siguientes, se vuelve a forma una nueva cápsula. Tras la cirugía de la cápsula, es muy recomendable dejar colocados drenajes aspirativos durante unos días ya que es frecuente la eliminación de suero. Pasadas unas semanas la formación de la nueva cápsula evoluciona y madura, aunque existe un pequeño riesgo de que vuelva a ocurrir.

Luis Landín Jarillo
Cirugía Plástica y Reparadora.
MAdrid, España-

Comentarios